Saltar al contenido

Pollo en sanfaina

21 febrero, 2021

Hola,

En esta ocasión os traigo un pollo en sanfaina, una preparación que me encanta por lo tierno y jugoso que queda el pollo y por lo sabroso de la salsa que lo acompaña. Obviamente siempre queda la posibilidad de acompañar con otra carne o incluso de simplemente hacer la sanfaina sola.

4 bajos de pollo (separado el muslo y contramuslo)

  • 1 zanahoria
  • 1 calabacín
  • 2 berenjenas
  • 1 cebolla
  • 3 pimientos verdes
  • 3 dientes de ajo

Si no se muestra el vídeo, aquí tienes su dirección en YouTube https://youtu.be/eE8cSLL2V_o

Comenzaremos añadiendo sal y un poco de pimienta a los bajos de pollo. Y seguidamente nos ponemos a cortar los ingredientes.

Pelamos y cortamos en rodajas finas una zanahoria, quitamos los extremos de un calabacín y lo cortamos bien sea en cubos (o si no os gusta mucho el calabacín, pues lo cortáis en trozos muy pequeñitos). Limpiamos el interior de 3 pimientos verdes y los troceamos en cuadrados de aproximádamente 2×2 cms. Usaremos 8 tomates, 6 rallados y 2 cortados en trocitos, alternativamente podríamos usar tomate triturado en lata. Picamos o rallamos 3 dientes de ajo. Quitamos los extremos de 2 berenjenas y las cortamos en cubitos y finalmente cortamos en juliana una cebolla.

Ahora agregamos todos los ingredientes en una cazuela u olla, en mi caso he hecho servir una rustidera; añadimos un poquito de sal y un chorreón de aceite de oliva, tapamos y cocinamos a fuego medio alrededor de una hora y cuarto. De tanto en cuanto le vamos dando una vuelta a los ingredientes. Pasada la hora y cuarto destapamos y aumentamos el fuego, lo tendremos cocinando hasta que se evapore el agua de los jugos de las verduras y quede a nuestro gusto.

Siempre podéis hacer un poco más de cantidad y guardar las sobras en un tupper para congelar y poderlo usar otro día 🙂

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Alitas de pollo asadas con patatas

7 febrero, 2021

Hola,

Después de mucho tiempo vuelvo con una receta cuya finalidad es compartirla en uno de los eventos que hacemos en la empresa, y como soy de los que se apuntan a casi cualquier fregao, pues receta nueva al canto ¿será el inicio de la vuelta a la actividad del blog? ¡El tiempo dirá! Y de vuelta con una receta simple y bien rica, con unas alitas de pollo que quedan super sabrosas y que casi se deshacen, pura mantequilla

Ingredientes:

  • Alitas de pollo
  • Patatas
  • Ajo
  • Vinagre
  • Especias variadas (tomillo, romero, hierbas provenzales, canela, curry, pimentón)

Si no se muestra el vídeo, lo puedes abrir pulsando el siguiente enlace.

Comenzaremos encendiendo el horno a 150º, dispondremos las alitas de pollo en una bandeja de horno, le añadimos sal, un poco de aceite y un poco de vino blanco y las llevamos al horno.

Para la salsa en un vaso de batidora agregaremos unos 5-6 dientes de ajo, un poco de tomillo, romero, hierbas provenzales, una cucharadita de pimentón dulce (o mezcla de dulce y picante, al gusto), curry y un poquito de canela. Sí sí, canela en un plato salado, que le da un toque curioso, siempre que no nos pasemos con la cantidad. Finalmente añadimos un vaso de vinagre, otro de agua, un poco de aceite y batimos bien. En cuanto al vinagre a mi me gusta poner media parte de vinagre de vino y media de vinagre de manzana o sidra.

Pasada una media hora desde que pusimos las alitas en el horno, pondremos a calentar abundante agua y pelaremos unas patatas que cortaremos en trozos generosos. Cuando el agua esté hirviendo agregamos una cucharada sopera de sal y las patatas. Las tendremos al fuego unos 15 minutos. Pasado ese tiempo, las escurrimos y las agregamos a la bandeja junto las alitas de pollo, vertemos la salsa por encima y ahora elevaremos la temperatura del horno a 250º con la función grill si tenemos.

Cada 6-7 minutos sacaremos la bandeja del horno y removeremos todo bien para que las patatas se vayan tostando de una forma uniforme, y en unos 25-30 minutos lo tendremos.

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Estofado de calamares

24 enero, 2015

Hola,

Mientras estaba esperando en la pescadería me puse a pensar a ver que podía hacer de comida y me vino a la mente el plato que os presento en esta ocasión: una receta simple con un resultado bien rico y que resulta también una buena opción para llevarse en el tupper al trabajo.

Si no se te muestra el vídeo lo puedes encontrar aquí: http://youtu.be/isSJ8nj075c

Ingredientes:

  • Calamares (unos 300-400 gr por persona)
  • 1-2 cebollas
  • Ajo
  • Laurel
  • Vino blanco
  • Perejil
  • Almejas (6-8 almejas por persona)

Comenzaremos picando una cebolla si tenemos calamarcitos (o pulpitos, que también quedan muy bien en esta receta) o dos si los calamares son algo más grandes; de todas forma intentad comprar los calamares más pequeños que tengan en la pescadería. Picamos también unos 4 dientes de ajo así como un buen puñado de perejil.

En una olla ponemos un poco de aceite de oliva y a continuación la cebolla y dientes de ajo picados, los calamares, un poco de sal, pimienta molida (si os gusta), 3 o 4 hojas de laurel que trocearemos un poco y un poquito de vino blanco. Mezclamos bien, cubrimos la olla y cocinamos a fuego lento sobre una media hora, hasta que veamos que el fondo de la olla empieza a estar seco (si fuese necesario podríais añadir un poco de agua caliente).

Pasa da la media hora, mezclamos bien y añadimos las almejas y el perejil picado, tapamos la olla y dejamos al fuego como minuto y medio, apagamos el fuego y dejamos reposar unos 3 minutos antes de servir.

Estofado de calamares

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Caponata

17 enero, 2015

Hola,

Hace tiempo para mi cumpleaños mi madre y mi hermano me regalaron un libro de recetas italianas de Jamie Oliver que tuve bastante tiempo dando vueltas sin hacerle demasiado caso, hasta que me detuve a darle un vistazo y vi esta receta que me he animado a compartir con vosotros. Resulta riquísima para comer sola, o si lo preferís como acompañamiento a algún pescado o carne, tampoco está nada mal si le añadís un poco de pasta o de couscous y la lleváis en un tupper al trabajo.

Ingredientes (para 2 personas):

  • 2 Berenjenas
  • 5 tomates pera
  • 1 cebolla
  • 1 puñado de perejil
  • 12 aceitunas
  • 2 cucharadas de alcaparras
  • 2 cucharadas de orégano
  • 3-4 dientes de ajo
  • Vinagre de hierbas

Si no se ve el vídeo pulsar el siguiente enlace: http://youtu.be/qBo26lr0RTc

Comenzaremos preparando los ingredientes. 2 berenjenas que cortaremos en trozos hermosotes, así como cortarla primero por la mitad longitudinalmente, cada mitad a su vez de forma longitudinal en 4 partes y después vamos cortando trozos como de un dedo y medio de ancho. Picaremos una cebolla. De un puñado de perejil separaremos los tallos de las hojas, y picaremos por separado ambos. Finalmente a los tomates les quitaremos el pedúnculo y los cortaremos en trozos no demasiado pequeños. En vez de tomates pera podéis hacer servir algún otro tipo de tomate (o incluso mezclar) pero que sean tomates con bastante líquido. Si añadís algún tomate más entonces la caponata os quedará con más líquido, que también tiene su toque interesante.

Una vez cortados los ingredientes vayamos al lío. En una olla (y aquí una cocotte viene de vicio) añadimos un poco de aceite de oliva y añadimos las berenjenas, un poco de sal y dos cucharadas de orégano (en el vídeo me despisté, y lo agregué al final :p ), para evitar poner aceite de más es importante estar moviendo de forma constante la berenjena, y si hace falta añadir un poco más de aceite. Pasados unos 5 minutos añadimos la cebolla, los tallos de perejil y unos 3-4 dientes de ajo machacados, quizá tengamos que añadir un poco de aceite y lo tenemos al fuego unos 2-3 minutos.

Añadiremos ahora una docena de aceitunas (o algunas más, que con lo ricas que están …), dos cucharadas de alcaparras y un poco de vinagre de hierbas (o uno normal, si no tenéis de hierbas), y lo tenemos al fuego hasta que el vinagre evapore. Entonces añadiremos los tomates, un poco de sal y mezclamos todo bien. Tapamos la olla y lo tendremos al fuego unos 15-20 minutos.

Pasado el tiempo de cocción apagamos el fuego, añadimos las hojas de perejil picado y cubrimos la olla durante unos 10 minutos antes de servir.

Caponata

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Arroz amexicanado

10 enero, 2015

¡Hola!

Como propósito de año nuevo me he puesto el volver a subir recetas de nuevo, que tenía la web un tanto abandonada, y comienzo por esta receta de lo más polivalente que me saqué de la manga un día que andaba corto de ingredientes frescos. Es una receta que me gusta por lo sencilla que es, por lo rica que está (aunque hay que tener en cuenta que es un poquito picante), porque se puede hacer con ingredientes que es más o menos habitual tener en la despensa y porque además va genial para llevar al trabajo en tupper.

Ingredientes:

  • Arroz (unos 125 gramos por persona)
  • Jalapeños
  • Atún
  • Salsa de tomate
  • Estrella de anís
  • Cardamomo

Si no se te muestra el vídeo puedes verlo aquí: http://youtu.be/taOjqndGqQI

Comenzaremos poniendo a calentar agua en una olla o cazo, en el que pondremos también una estrella de anís y unos 4 o 5 granos de cardamomo (si encontráis de ambos). Cuando hierva la agua añadimos un poco de sal y el arroz (unos 125 gr por persona) lo movemos un poco para que no se nos pegue en el fondo y lo tendremos al fuego unos 10 minutos. Vigilad que no se evapore toda la agua, y si fuese así añadid un poco a ser posible caliente.

Mientras se cocina el arroz en un bol podéis poner unos pocos jalapeños (lo que le da el nombre a la receta) y en caso de no encontrarlos pues los podríais sustituir por unas guindillas o piparras. Añadimos también un poco de atún, o en su defecto lo podríais sustituir por melva, caballa o incluso sardinas.

Cuando el arroz esté listo lo volcaremos en el bol, añadimos salsa de tomate mezclamos bien y listo. Lo podéis comer recién hecho o podéis llevarlo para otro día en tupper, riquísimo de ambas formas.

Espero que os haya gustado.

Arroz amexicanado

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Burek

19 julio, 2014

Hola,

La receta que os traigo en esta ocasión es una versión de una receta de origen otomano y que es muy típica en la zona de los balcanes (lo que en un momento fue Yugoslavia). La cocina balcánica no es muy conocida pero tiene cosas interesantes, algunas de ellas espero probarlas este verano de vacaciones; la desventaja de no ser muy conocida es que cuesta encontrar recetas suyas así que un poco te tienes que formar la idea y lo mismo el resultado que consigues es muy diferente del original, en todo caso el resultado de este experimento fue bueno y si algún lector pues conoce más a fondo la gastronomía balcánica, espero sepa perdonar que tome el nombre de una receta suya 🙂

Dicho esto, el burek se puede comer tanto frío como caliente así que es una buena opción para comerse recién salido del horno, para llevarse en tupper al trabajo/escuela o para llevárselo a un picnic.

Ingredientes (para 4 bureks):

  • 400 gr de carne de ternera picada
  • Un puñado de cilantro
  • 100 gr de queso feta
  • 200 gr harina
  • 50 gr mantequilla
  • 75 gr leche

Comenzaremos preparando el relleno, que puede ser muy diverso, en este caso para el que he optado: picamos un buen puñado de cilantro y una cebolla. En un bol grande añadimos 400 gr de carne de ternera picada y primero la separamos bien, a continuación añadimos el cilantro y cebolla picados un poco de pimienta negra molida y unos 100 gr de queso feta. Como el queso feta es bastante salado no hará falta que añadamos sal al relleno. Mezclar todo bien. Importante utilizar un bol grande ya que si utilizamos uno en el que quepa todo justo a la hora de mezclar se nos empezarán a salir los ingredientes y no se acaba de mezclar tan bien.

Ahora vamos con la masa, para la que utilizaremos 200 gr de harina, una cucharadita de sal, 75 gr de leche y 50 gr de mantequilla que lleve unas cuantas horas fuera de la nevera. Mezclamos bien todos los ingredientes y los amasamos unos 10 minutos. Partiremos la masa en 4 trozos iguales y primero formaremos un bastoncito moviendo  la masa hacia arriba y hacia abajo con las manos encima. Cuando tengamos una longitud de unos 3 palmos primero pasaremos el rodillo de forma longitudinal y después lo iremos pasando a lo ancho. Nos tocará sudar un rato ya que lo que tenemos que conseguir es una masa que sea muy muy fina, que llegue incluso a transparentar (a mi se me veía el dibujo de la mesa por debajo de la masa). Entonces dispondremos el relleno por encima formando una hilera cerca de uno de los bordes (y estaría bien dividir primero la masa en 4, para que todos nos queden similares) y enrollaremos la masa sobre el relleno, para finalmente darle la forma que deseemos, en este caso la he enrollado a modo de caracola (parecido a una ensaimada).

Pintamos la masa con mantequilla fundida y llevaremos al horno a 180ºC unos 40-45 minutos. Opcionalmente podéis poner por encima de la masa algunas semillas (yo puse de Chía).

burek

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Quesalcretas

15 junio, 2014

Hola,

La receta que os traigo hoy me viene inspirada por el huevo Devon que vi de Los fabulosos hermanos panaderos, sólo que como a mi el huevo duro no me acaba de decir mucho pues me la adapté un poco con lo que recordaba de la misma para hacer esta especie de croquetas de queso y salmón, de ahí el nombre de quesalcretas.

Ingredientes:

  • Salmón en lomos y sin piel
  • Queso de cabra
  • Eneldo
  • 1 diente de ajo
  • Harina
  • Huevo
  • Pan rallado

En la pescadería pedid el salmón cortado en lomos y sin piel, y ya en casa os tocará con un poco de paciencia ir palpando el salmón en busca de las espinas y con la ayuda de unas pinzas pequeñas las vamos retirando.

En una batidora ponemos el salmón sin espinas, un diente de ajo, eneldo y sal y trituramos todo hasta formar una pasta.

Ahora formaremos las quesalcretas, para ello tomaremos un trozo de queso de cabra que cubriremos con el salmón dándole forma de bola, intentad no poner demasiada pasta de salmón para que el resultado sea equilibrado y por cada mordisco nos llevemos un poco de salmón y de queso. Cada una de las bolas formadas las iremos pasando por harina, huevo batido y pan rallado.

Y finalmente la fritura, pondremos suficiente aceite de girasol a calentar y cuando esté caliente iremos poniendo por tandas las quesalcretas hasta que se nos doren. Es importante no pasarnos con la temperatura, ya que en ese caso se nos harán muy rápido por fuera y en el interior aún quedará el salmón algo crudo, mientras que con una temperatura más baja nos quedará más hecho.

Quesalcretas

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Sopa thai de coco y pollo

21 marzo, 2014

Hola,

Esta receta de sopa con reminiscencias de cocina oriental (de ahí el nombre de thai) me la pasó Olivia, la versión que os presento es sin pasta, pero si añadís más caldo de pollo pues bien podríais en los 3-4 últimos minutos añadir unos noodles y darle un toque diferente.

Ingredientes (2 personas)

  • 1 cebolla roja
  • 1 pimiento rojo
  • 5-6 champiñones
  • Una cucharada de pasta de curry verde
  • Un poquito de jengibre
  • 1 lima
  • 2 dientes de ajo
  • 1 pechuga de pollo
  • ½ litro de leche de coco
  • ½ litro de caldo de pollo
  • Un puñado de cilantro

Comenzaremos cortando los ingredientes. Una cebolla roja en juliana, un pimiento rojo en tiras (yo lo corté longitudinalmente por la mitad y de cada mitad fui sacando las tiras), una pechuga de pollo que cortaremos en tiras muy finas y unos 5-6 champiñones laminados.

En una olla pondremos un poco de aceite de oliva y añadimos un par de dientes de ajo machacados, un poco de jengibre rallado y la ralladura de una lima (o limón). Pasado un minuto añadimos el pimiento rojo. Lo tendremos al fuego unos 4 minutos y si vemos que el fondo de la olla se nos queda seco podemos añadir un poco de agua en vez de aceite para reducir la cantidad final de grasa en la receta. Añadimos a continuación la cebolla roja, así como un poco de sal y pimienta negra, mezclamos bien y cocinamos como unos 3 minutos más hasta que la cebolla comience a hacerse. Entonces añadimos el pollo y un poco de sal,  de nuevo vamos mezclando y moviendo de tanto en cuanto hasta que el pollo cambie de color y comience a dorarse en poco.

Añadimos a la olla el zumo de la lima a la que rallamos la piel (o limón), una cucharadita de pasta de curry verde, una lata de leche de  coco (de unos 500 ml), medio litro de caldo de pollo (en su defecto medio litro de agua y una pastilla tipo avecrem de pollo) y lo tendremos al fuego 15-20 minutos. Finalmente añadimos los champiñones y los tendremos al fuego unos 10 minutos.

Para servir picaremos un puñado de cilantro que pondremos por encima ¡y listos!

Sopa thai de coco y pollo

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Atún marinado sobre cama de cebolla caramelizada

12 febrero, 2014

Hola,

En el macrocasting para MasterChef II el chico que tenía dos posiciones a mi derecha, Álvaro, se presento con esta receta, con la pinta que tenía y lo rica que estaba no me quedó otra que pedirle la receta para hacerlo en casa, y si te gusta el pescado poco hecho (más concretamente el atún) es tan sencilla como rica.

Ingredientes:

  • Atún
  • Cebolla
  • Salsa Teriyaki
  • Azúcar
  • Jengibre
  • Aceite de sésamo

Dado que el atún va a estar durante muy poco tiempo al fuego, para evitar riesgo de anisakis podéis congelar el atún al menos 48 horas y ponerlo a descongelar como unas 8 horas antes de hacer la receta.

Para el marinado en un recipiente pondremos un poco de salsa teriyaki, sal, pimienta negra recién molida y un poco de jengibre rallado, lo mezclamos todo bien y dejaremos el atún unos 20 minutos por cada lado.

Para preparar la cebolla caramelizada, cortaremos una cebolla (o más) en juliana. En una sartén añadimos un poco de aceite de oliva, la cebolla cortada en juliana y un poco de sal. Vamos moviendo de forma constante hasta que la cebolla se comience a dorar. Entonces añadimos un poco de azúcar y unas gotas de salsa teriyaki. Continuamos moviendo de forma constante hasta que se consuma el líquido.

Para hacer el atún sencillamente tendremos una plancha muy caliente, añadimos un poco de aceite de sésamo y pasaremos el atún unos 30 segundos por cada lado. Lo colocamos sobre la cebolla caramelizada ¡y a disfrutar!

tun marinado sobre cama de cebolla caramelizada

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

Zopf

6 febrero, 2014

Hola,

El Zopf es un pan trenzado suizo típico de los domingos, ideal para acompañarlo con mermelada, mantequilla, queso suizo, ¡o una combinación de todos!. Lo utilicé para presentarme al casting final de MasterChef, pero el nivel era muy elevado así que no conseguí llegar a la fase final.

Ingredientes (para 2 Zopf):

  • 1 Kg de harina de fuerza
  • 2 huevos
  • 2 cucharadas soperas de azúcar
  • 5 gr de levadura de panadería seca (15 gr si es fresca)
  • 600 gr de leche
  • 100 gr de mantequilla
  • 2 cucharadas de café de sal

Para prepararla mezclaremos en un bol grande 1kg de harina de fuerza, 2 cucharadas soperas de azúcar, 2 cucharadas de café de sal, 5 gr de levadura de panadería seca (15 gr si fuese levadura fresca), 1 huevo batido, 600 gr de leche a temperatura ambiente o tibia y 100 gr de mantequilla que ya lleve unas horas fuera de la nevera y esté blanda.

Mezclamos primero bien en el bol y lo llevamos a la encimera, si como en mi caso en el bol no lo llegáis a mezclar bien, con las manos tendréis que acabar de mezclar sobre la encimera para a continuación proceder a amasar. Podéis alternar dos formas de amasado, la más sencilla que sería aprovechar el peso de vuestro cuerpo para dejarlo caer sobre la masa y así estirarla, recogerla y vuelta a estirarla aprovechando el peso de vuestro cuerpo; y la otra con la que lo podéis alternar es la de coger la masa con las manos extendidas, girarla 90 grados, dejarla caer, arrastrarla un poco hacia vosotros doblarla sobre sí misma y comenzar de nuevo. En todo caso conviene amasar durante bastante tiempo para que el gluten se desarrolle bien y así nos quede una masa muy elástica, sobre unos 15 minutos.

Haremos dos bolas con la masa y las guardaremos cada una en un bol cubierto con film transparente, dejándolas reposar una noche entera.

Al día siguiente veréis como han crecido una barbaridad, así que por cada una de ellas sacamos la masa del bol y le damos un amasado rato, como de un minuto. Dividimos la masa en 2 y mejor nos ayudamos con una balanza para que sean del mismo peso. Cada una la estiraremos primero y después la iremos doblando sobre sí misma para darle forma de cilindro, procurando con los dedos sellar bien por donde vamos plegando. Si vemos que se nos pega mucho podemos esparcir un poco de harina. Finalmente con las manos extendidas frotaremos el cilindro hacia adelante y hacia atrás hasta que nos quede un bastón como de unos 80 cms.

Para formar el lazo, primero cruzaremos un bastón sobre el otro y tenemos que ver cada uno de los extremos como una posición, así comenzaremos a hacer la trenza pasando el extremo 1 sobre el extremo 2, después pasando el extremo 3 sobre el extremo 2 (que inicialmente era el 1) y el extremo 4 por debajo del extremo 3. Y volvemos a comenzar trenzando hasta que no nos quede ya masa, el extremo lo aplastaremos con la mano para que nos quede unido. Lo pondremos sobre papel de hornear, lo cubrimos con un paño de cocina y dejamos levar al menos unas 6 horas.

Después de levar lo pintaremos con un huevo batido y lo llevaremos al horno que tendremos calentado a 200ºC, al introducir el Zopf lo bajaremos a 180ºC y lo tendremos horneando unos 30-35 minutos hasta que lo veamos bien dorado. Hay que dejarlo enfriar unas horas ¡Y a disfrutarlo!

Zopf

La música utilizada en el vídeo (Airport Lounge) está compuesta por Kevin MacLeod (http://incompetech.com) quién también es el propietario de sus derechos, la obra está sujeta a la licencia CC-BY.

A %d blogueros les gusta esto: